Casi Navidad

2008/12/13

Ya es 13 de diciembre y me toma por sorpresa porque… ni cuenta me dí. He estado tan ocupada que ni tiempo para mirar por la ventana. Éstas temporadas son difíciles para nosotros los extranjeros. Lejos de lo que en verdad llamamos casa… lejos de nuestra gente, lugares, comida y amigos que no veremos, no para éstas fiestas. Es mejor estar ocupada.

Para mi, al igual que para muchos extranjeros, estas fechas son adicionalmente difíciles por el clima y la falta de luz. Las tradiciones, las costumbres pueden ser parecidas y al mismo tiempo tan ajenas. La navidad es uno de los eventos mas celebrados por los finlandeses, que dicen tener a Santa Calus como uno de sus ciudadanos mas respetables. Para mi éstas fechas contrastan mucho con mi idea preconcebida de la navidad. Acostumbrada al exagerado bombardeo de luces, comerciales, gente usando abrigos diseñados para lugares muuucho mas fríos que México, posadas, y ese maravilloso sol de invierno.

Para los finlandeses, la navidad parece ser un evento mas personal, aunque yo aún no comprendo que tan personal es “personal”. Un evento lleno de tradiciones, programa, platillos y aparentemente, un estricto programa de actividades. Desde mi esquina, hoy en día la navidad aquí me parece una celebración en la que los finlandeses finalmente reciben esas vacaciones tan merecidas, porque creanme, trabajar en éstas épocas con tan poca luz, requiere un extra de energía. También hay que reconocer que es una temporada en la que la melancolía es generalizada y se nota caminando por la calle, en los bares.

Como antecedente, mi última navidad aquí y la primera con mi familia política fue memorable. Imaginen a Fritania perfectamente perdida en medio de una granja, dios sabe en que parte de Finlanda. Perdida en el protocolo y la solemnidad de un evento que originalmente, debió ser espontáneo. En fin, no lo fue. Comí cuando no debía, bebí cuando no debía, lloré cuando no debía. Poco faltó para que me deportaran. Sigo aquí. A ver si la próxima navidad hago mejor papel y ¡finalmente me deportan!😉

Hyvää Joulua!

Fritania de las dos Cejas

Les dejo un link con fotos de los arboles navideños mas originales

http://www.neatorama.com/2007/12/03/worlds-most-unusual-christmas-trees/

 

4 comentarios to “Casi Navidad”

  1. ClauS said

    Reinis.. just remember que en esta navidad tienes un lugarcito en el calor mexicano!Besos

  2. Litchia said

    Saludos Chicas!, me ha quedado duda que cuántas escriben, pero sea una, dos o tres, escriben muy bien. Así que sigo visitándoles y me encanta leerlas. Me permito agregar que el sentimiento de melancolía sucede aunque la distancia del lugar donde te encontrás y de lo que llamás casa sea poca. ¿Qué será?, ¿Qué extrañamos? ¿Quisiera el ser humano permanecer con toooooooooodos los seres queridos pegaditos, siempre?. En fin, felices fechas y abrazo tequilero!.

  3. Karina said

    Querida Fritania y Litchia,
    Para su beneplácito escribiré algo acerca de la otra parte de la historia: Navidad lejos de gente querida, porque ellas (o ellos)han decidido iniciar en otras tierras.
    En particular esta navidad me toma extrañamente a salvo de la melancolía culpígena de otros años, pero extrañando, extrañando muchas cosas de poca gente.

    Extraño, por ejemplo, las noches de netas en el rexo esperando escuchar al chico detrás de la barra contando una historia que nos cautive (misma que nunca llegó), extraño platicar(te) acerca de mi lado oscuro y controlar nuestros demonios internos con cerveza o mojito (¡nunca más de dos cervezas o un mojito!). (Te)extraño, simplemente.

    Extraño también a esta hermana perdida que se ha ido buscando mejores aires… aún con la seguridad de que no contestaré su mail, aún cuando al ver la foto de Emilia pensará en hacerlo.

    Coincido en qué no es cuestión de distancia, país u horario. Se extraña y confieso, a mi si me gustaría permancer pegadita con mis seres queridos.

    Se extraña a quien no está, no sólo cuando tú estás lejos de casa original. Así pues, tengan la plena seguridad de que en México o Guatemala se les extraña horrores y que esos seres queridos están pensando en ustedes y deseando que anduvieran por aquí o allá. Salud!

  4. Natalia Reus said

    Excelentísima Silenciada:

    La vida es así, nos da pero nos quita. Te encuentras en un país ajeno, enigmático, que muchos de los mexicas quisiéramos conocer no’más pa’ver cómo viven los güeritos. Es seguro que en estos años ausente de tu tequilera tierra has tenido experiencias maravilloss que no alcanzo a imaginar; pero apuesto que extrañas el abrazo de los tuyos, el calor tropical, la petición de posada, el ponche con piquete y, desde luego, los albures, la salsa (tanto la picante como la bailable)y un sinnúmero de aspectos que nos hacer ser como somos y lo que somos. En compensación, cuando te sientas triste, al margen, ajena y marginal, recuerda que en esta noble y contaminada ciudad tienes much@s amig@s que te aprecian y a quienes nos da un gusto enorme recibir noticias tuyas. No importa que estemos lejos, los lazos más permanentes son elásticos y se llevan en el corazón. Te quiero no sólo en navidad. Pásala de lujo (tú que puedes).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: