La última y nos vamos…

Hace un año emprendimos un viaje con Tequila Bajo Cero, el proyecto fue evolucionando hasta llegar a lo que es en la actualidad. Nos sentimos muy satisfechas de los logros alcanzados, pero ésto no lo hubiéramos alcanzado sin ustedes, nuestros lectores, quienes fueron cómplices de nuestras borracheras semana tras semana. Gracias tequileros por haber permito que este proyecto creciera. Gracias aquellos que tomaron parte en nuestro debate con sus comentarios, y a todos los colaboradores e invitados especiales que contribuyeron a hacer una publicación más sólida.

Y como todo lo que comienza tiene su fin, el viaje de Tequila Bajo Cero llega a su última parada y esta semana Fritania de las Dos Cejas y Adelita de las Pistolas se bajan para prepararse, porque pronto llegará su nuevo tren.

Sigan brindando con nosotras hasta terminarnos este botella de tequila y cerrar con broche de oro la publicación.
¡Ajua y arriba los tequileros!… porque
Tequila Bajo Cero se queda en la historia cibernética.

¡Salud y hasta el fondo!
Las tequileras
🙂

AlejandroPedregal

Alejandro Pedregal es uno de los extranjeros que se ha abierto paso en el mundo del cine, no sólo en Finlandia, sino también en España su país natal y otras partes del mundo. En la actualidad realiza el doctorado en la escuela de cine de la Universidad de Arte y Diseño de Helsinki y es el 
director del festival de cine y arte media Lens Política que se ha ganado un espacio en la cultura finlandesa.

La primera vez que Alejandro Pedregal vino a Finlandia fue como estudiante de intercambio por algunos meses. Regresó a Madrid para terminar sus estudios universitarios en Bellas Artes, sin la idea de regresar. Al continuar el posgrado, tuvo la oportunidad de aplicar para una beca y salir de España, algo que como él mismo lo dice “le apetecía bastante” y fue entonces cuando surgió la oportunidad de volver a Helsinki. Durante casi ocho años ha estado entre Finlandia y España donde unos proyectos lo han llevado a otros.

Entre los cortometrajes que ha dirigido se incluyen dos cortos de ficción y un documental realizado en Budapest, mismo que terminó en el Festival de Cannes. Además, su más reciente película United We Stand ha sido proyectada en festivales finlandeses y ahora comienza su recorrido por otras partes del mundo.

Pedregal fue profesor de cine en la Academia de Bellas Artes de Helsinki cuando surgió el festival de Lens Política. En la actualidad también escribe sobre el séptimo arte en su página Rebelión y compone música para sus producciones.

Cómo cualquier extranjero en Finlandia, se ha enfrentado  a varios  aspectos culturales que entran en contracción con su forma de ser o cómo ha sido educado, sin embargo en el terreno profesional comienza a hacer eco en los medios finlandeses.

¿Qué haces en estos momentos?
Escribo y dirigo cine cuando me deja, porque lo de dirigir cine, digamos que no es lo que se puede hacer con más constancia.

¿Qué oportunidades ofrece Finlandia?
En el terreno profesional Finlandia ofrece una serie de oportunidades  sin necesidad de conocer a nadie, ni tener todos estos vínculos especiales que tanto hemos heredado de la cultura latina que hacen que se puedan realizar proyectos artístico interesantes. Al menos en mi país de origen me llevaría muchísimo más tiempo o simple y sencillamente no los podría estar realizando.

¿A qué te refieres con esos vínculos especiales?
Evidentemente en España las relaciones personales afectan a las carreras profesionales, que es para bien y para mal. Es decir no es todo negativo, pero es muy común. No quiero decir que eso sea lo que ocurre siempre, pero digamos que en Finlandia ese tipo de amiguismos necesarios para conseguir determinados apoyos y ayudas es algo de lo que se puede prescindir.

¿Qué pasó con el documental que hiciste en Budapest?
Acabo en el festival de Cannes… (risas). Pero quiero decir que cuando se hizo no tenía mayor proyección que la de ser un ejercicio dentro de un taller internacional.

Háblanos de tu última producción United we stand
Es un corto de 20 minutos que filmamos en 35 milímetros con producción de la escuela de cine. Es el proyecto artístico de mis estudios doctorales. Digamos que es de alguna manera el proyecto más profesional que he podido realizar en términos de producción.united_we_stand_news

¿Cuál es la temática?
La película lo que intenta es reflejar de alguna manera una lucha de clases, de las pretensiones sociales de los individuos y de las realidades sociales y los entornos que lo rodean.

¿Qué pasa en una sociedad como Finlandia donde las clases sociales no son tan marcadas como en otras partes?
Es cierto que las diferencias entre las clases finlandesas es menor que seguramente la que ves entre las distintas clases en España y seguramente mucho menor que pueda haber en México o Latinoamérica en general.  La película no intenta emitir un juicio moral sobre los comportamientos, sino exponer con una historia alegórica -que evidentemente no es una historia realista- exponer un conflicto que tiene que ver con una serie de relaciones de clase, de grupo y de individuo. Entonces lo que se plantea no es algo específico de que los finlandeses son así y los españoles son así.

¿Cómo surge el festival Lens Política?
Surge en el 2004 cuando me ofrecieron un puesto de trabajo aquí en la Academia de Bellas Artes. La idea era que yo dirigiese un especie de subdepartamento  junto con otro compañero y amigo mío Tuomas Laitinen, sobre todo dirigido a cultura popular, música, cine y un programa de cursos. A partir de aquello yo sugerí montar lo que sería Lens Política. En su idea originaria era tan sólo una semana de proyecciones de unas cuantas películas que tratasen diferentes aspectos de la política contemporánea y montar una serie de charlas.

¿Cómo ha sido la evolución del festival?
Pronto el proyecto fue creciendo, de algo que en un principio era muy pequeño, acabó convirtiéndose en un festival de otras características. Este es el primer año que la asociación Lens Política organiza independientemente el festival. En sus primeras tres ediciones  se había realizado en cooperación y coproducción con la academia de Bellas Artes. El festival ha crecido en términos de contenido y con invitados de mucha relevancia, que ha dado un espacio dentro de la cultura en Helsinki y creo que poco a poco ha ganado una significación.

Acabas de terminar de escribir tu próximo proyecto un largometraje, ¿no es cierto?
UnitedWeStandShooting
Llevo bastantes años escribiendo guiones y completado es el segundo largometraje que he escrito. Este es el primer largometraje que estoy intentado producir, pero la verdad puedo contar muy poco porque apenas hay nada que contar, en este momento se está buscando una productora que esté interesada.

¿Cuáles son tus planes para el futuro?
Mi otro gran objetivo es poder ir a otros sitios. Lo que más me gustaría, por ejemplo hacer, es viajar por Latinoamérica.

¿Qué tal México?
Me encantaría México que no lo conozco. Por ejemplo hay uno de los proyectos que me gustaría hacer en un futuro, es un largometraje sobre un personaje latinoamericano que me interesa mucho.

Y por último, no te puedes ir sin el ya obligado mensaje para los tequileros
Pues nada que ¡salud y a pasarlo bien!, que no se si es compatible, pero bueno hay que intentarlo. Así que muchas gracias por todo y que sigamos aquí tomando tequila bajo cero (risas).

Este año Lens Política se llevará a cabo del 11 al 15 de noviembre y comienza con el documental The Yes Men Fix the World. Para conocer más sobre el programa visita www.lenspolitica.net. Para adentrarse al trabajo de Alejandro Pedregal www.lastrategiacorp.net y www.rebelion.org/mostrar.php?id=a…

united-we-stand

¡Y a disfrutar del buen cine!
Adelita de las Pistolas

COLABORACION

Gilberto Durán Torres nació en Morelia (México) y residente en Finlandia desde 1993. Bioquímico de profesión y dedicado principalmente a la investigación científica, siempre encuentra un espacio en su tiempo para escribir poesía y relatos. Sus “Versos Breves de un Corazón Viajero” obtuvieron el segundo lugar en la categoría de verso en 2008, en el II Concurso Literario Ángel Ganivet de Finlandia y ahora los comparte con nosotros con  un tequilita en mano.

I

Dímelo, Amor…
Dime que esta noche vendrás
otra vez a mis sueños.
Que cuando a ti mis brazos extienda
me recibirán ansiosos los tuyos
bajo la silente luz de las estrellas.
Dímelo, Amor…

II

Cuando lo encontré por un camino polvoriento,
clavó en mis ojos la mirada de sus ojos negros.
“¿Quién eres tú? –me dijo– que yo sólo soy un viajero
que encontró cerrada la puerta de su casa”.

III

Tus besos, amor, son como la lluvia fresca
que viene a mitigar el calor de las tardes de verano.
Y tu mirada, como las gotas de rocío
que regocijan a las flores todas las mañanas.

IV

Mi barca, ¡ay, la destrozada barca mía!
¡Cómo dejarla, corazón, en la playa abandonada!
Si llevó hasta las orillas de la mar atormentada
mi cansada esperanza que se hundía.

V

Mi barca, ¡ay, mi barca compañera!
¡La que me acompaña siempre
se encuentra con sus velas destrozadas!
¡Y cómo no habían de estarlo,
si la tempestad fue furiosa,
para todo marchitarlo!

VI

Encalló mi barca
en las playas desconocidas de tu amor,
y mi corazón rendido
encontró en el tuyo su refugio.

VII

Un verso silencioso tengo para ti esta noche;
muy igual al que te di ayer, apenas.
Tan igual como el mismo que te di hace dos noches:
¡Muy lleno de amor como el que te daré mañana!

VIII

Eres el mismo, amado mío:
No ha perdido tu mirada, su alegría.
Tiene tu sonrisa la dulzura igual,
como en los tiempos idos.
Ven y siente cómo mi corazón
se enciende con el tuyo.

IX

Para qué quiero más luz en el camino
si me acompaña siempre la mirada dulce
de tus ojos de color azul turquesa.

X

¡Vida, vida mía!
¡Ay! ¡Tú, la de los ojos negros!
¡Quién pudiera verse reflejado en ellos!
¡Vida, vida mía!
¡Ay! ¡Tú, la de los ojos brujos!
¡Embrújame para mirarme en ellos!

XI

Noche, bella noche,
llévale a mi amor
tu más bello lucero.
Dile que sin Él me muero.